Menú

Próximo GP: Emilia Romaña 2021 | Cuenta atrás:

Buscar

ANÁLISIS CRÍTICO

GP de Bélgica 2012: Los equipos, uno a uno

GP de Bélgica 2012: Los equipos, uno a uno

Redacción    3 de Septiembre 2012 21:00

51 comentarios

Cartel anunciador el GP de Bélgica

La sensación que tenía mientras contemplaba el GP de Bélgica de F1 disputado en el circuito de Spa era la de que me faltaba algo; el incidente de la salida, por llamarlo de alguna forma, había dejado fuera de carrera a 6 pilotos que en principio estaban llamados a pelear las posiciones de podio, lo que convertía el GP en una especie de minicarrera con muy pocos primeros espadas que pudieran disputarle la victoria a un imperial Jenson Button. No obstante, en los terrenos intermedios donde se peleaban los puntos la lucha fue muy entretenida por lo disputada, con diferentes estrategias y algunos adelantamientos francamente memorables, por lo que la carrera del circuito de Las Ardenas no creo que decepcionara a nadie.

Es el circuito de Spa uno de los más peculiares del Mundial, pues en sus largos 7 km. de longitud hay tiempo tanto para tramos con el acelerador pisado a fondo, primer y tercer sector, combinados con un segundo sector revirado y continuos desniveles que no se aprecian en toda su magnitud en la retransmisión televisiva. Ello complica mucho la correcta puesta a punto del monoplaza, pues los ingenieros deben optar por un balance entre sectores que a veces provoca sorpresas; la edición de 2012 del GP de Bélgica no iba a ser una excepción, agravada por el hecho de que los monoplazas apenas pudieron entrenar el viernes y tan sólo dispusieron de una tercera sesión de prácticas de 60 minutos el sábado para tratar de encontrar el equilibrio. De hecho, fueron varios los equipos que decidieron no incorporar al monoplaza todas las mejoras que traían tras la parada agosteña por falta de tiempo para probarlas. Por ahí hay que empezar a entender la sorprendente sesión de clasificación, con un Mercedes eliminado en Q1, el otro Mercedes, un Ferrari y un Red Bull en Q2, y una Q3 liderada por Button, Kobayashi y Maldonado.

Debido a la cercanía del GP de Italia, en esta ocasión sólo habrá análisis de los equipos y de los pilotos, sin tiempo para hacer un análisis de las muchas situaciones antirreglamentarias y sanciones que vimos en Spa, si bien aprovecharé el artículo dedicado a la actuación de los pilotos para incluir algún comentario al respecto, pues creo que la situación lo merece, por las muchas decisiones disciplinarias que tuvieron que adoptar los Jueces de Carrera y su evidente interés para entender mejor el Reglamento de Competición de la F1.

.- Red Bull (2º y 6º): ------ > Valoración: MUY BIEN

Un Red Bull sobre el asfalto de Spa

Parecían en principio uno de los equipos favoritos en el circuito de Spa, que debía ajustarse como un guante a las características del RB8 por sus muchos tramos de curvas de alta velocidad, pero en clasificación demostraron que o bien su puesta a punto no había sido la adecuada o bien la limitación federativa a su mapeado de motor anterior a las vacaciones de Agosto les ha hecho más daño del inicialmente declarado. Ver a Vettel eliminado en Q2 o a Webber a más de 8 décimas de segundo del tiempo de la pole indicaban de forma terminante que los Red Bull no estarían entre los monoplazas de cabeza en el GP de Bélgica. Sin embargo en la salida su retrasada posición en la parrilla, agravada por la penalización de 5 puestos a Webber por sustituir su caja de cambios, les sirvió para evitar los problemas que Grosjean provocó entre los monoplazas de las primeras filas y ser el único de los equipos de cabeza que mantuvo sus dos coches en carrera.

Una vez relanzada la competencia tras el coche de seguridad, debieron modificar sus estrategias iniciales; Webber era 9º mientras Vettel había caído hasta la 12ª posición, si bien el alemán pronto comenzó una remontada espectacular adelantando a Massa, al otro Red Bull y a Senna para colocarse 3º en la vuelta 15, mientras el australiano hacía su primera parada en boxes en la vuelta 11, nada más ser superado por su compañero. Ello implicaba que Mark estaba obligado a una segunda parada, mientras Seb podría optar por una estrategia a una o dos detenciones, según aconsejara la situación de carrera. Con Schumacher por delante, en Red Bull optaron por esperar a la parada del Mercedes antes de ordenar a su piloto tomar el camino de los garajes, lo que haría en la vuelta 21, prácticamente mediada la carrera; el no haber disputado la Q3 y haber iniciado por tanto la carrera con un juego de neumáticos medios nuevos, los más blandos en Spa, también ayudó a que el alemán pudiera aguantar tantas vueltas en pista en su primer parcial.

Con dicha estrategia, Vettel simplemente tuvo que esperar las segundas paradas de los monoplazas que tenía por delante, Webber , Hulkenberg y Räikkönen, para recuperara la segunda posición, con la esperanza de que una segunda parada de Button le llevara al liderato; esta parada no se produjo, por lo que la diferencia de 15 segundos en la vuelta 29, tras la entrada a boxes de Kimi, prácticamente se mantuvo hasta la meta. Por detrás Webber, segundo clasificado en el Mundial, tenía una oportunidad de oro para recortar puntos al líder, ya fuera de carrera, y tras un buen segundo parcial en el que consiguió superar en pista a Di Resta, Rosberg y Ricciardo, hacía su segunda parada en la vuelta 27 para volver a pista en 6ª posición por detrás de Hulkenberg, que sería 5ª tras la entrada a boxes de Schumacher. En la vuelta 36 sufre el desliz de verse adelantado por Massa, y a la espalda del Ferrari se mantendría hasta la meta, sin poder adelantar al brasileño. Red Bull fue el equipo que más puntos sumó en Bélgica, manteniendo a sus dos pilotos como los inmediatos seguidores de Alonso en el Mundial de Pilotos y aumentando la diferencia sobre el segundo en el Mundial de Constructores, lo que era ciertamente improbable a la vista de la sesión de clasificación del sábado, por lo que cabe afirmar que el rendimiento obtenido en Spa ha sido formidable.

.- McLaren (1º y 22º): ----- > Valoración: EXCELENTE

Un McLaren sobre el asfalto de Spa

No terminaron contentos los pilotos de McLaren la tercera, y única, sesión de entrenamientos del GP de Bélgica; el monoplaza no respondía bien a pesar de las visibles mejoras que incorporaba, entre ellas una peculiar cubierta de los pontones laterales. Algo debieron tocar los mecánicos en el garaje en el escaso espacio de tiempo hasta la sesión de clasificación, porque Button voló sobre el asfalto belga en Q2 y Q3 a unos tiempos inalcanzables para el resto de rivales, su compañero de equipo incluido. Valoro especialmente su pole tras los malos resultados que el británico estaba obteniendo este año, fundamentalmente por su falta de acoplamiento con su McLaren; en Spa volvió el mejor Button, el pescador en aguas revueltas, el que ve la luz mucho antes de que los demás salgan de la oscuridad cuando las cosas se ponen feas. Su compañero Hamilton no estuvo tan afortunado y sólo pudo ser 8º en la Q3, 7º en la parrilla tras las sanciones de Webber y Maldonado. En la salida Lewis fue uno de los damnificados por los atolondrados primeros metros de Grosjean, quien prácticamente se le subió por encima en plena recta, quedando fuera de carrera antes de llegar a la primera curva.

Reanudada la carrera tras retirarse el coche de seguridad, Button se ve perseguido por Räikkönen, Hulkenberg y Schumacher; ninguno de los tres era rival para su McLaren, velocísimo en Spa, aunque también se benefició de que Force India le tomara la delantera al Lotus para liderar la persecución. Si en la vuelta 10 la diferencia era ya de 6 segundos, en la 15 era de 12 y en la 19, justo antes de que Jenson hiciera su primera parada, había ascendido hasta los 17 sobre Vettel. Cuando vuelve a la pista lo hace todavía como líder al haber sido de los últimos en entrar al garaje, sólo Vettel lo haría una vuelta más tarde. Con Kimi a 8.5 segundos y la certeza de que el Lotus aún debería entrar una segunda vez a cambiar neumáticos, su victoria parecía bastante asegurada toda vez que con los neumáticos duros su ritmo seguía siendo mucho mejor que el de sus rivales. El McLaren no era el mejor en ninguno de los tres sectores del circuito, pero sí era el que mejor balance entre los rápidos primero y tercero y el revirado segundo presentaba; una vez Räikkönen hizo su segunda parada en la vuelta 28 sólo Vettel podía inquietar a Jenson, si bien a una distancia de 15 segundos el inglés podía permitirse controlar los tiempos y ajustar su estrategia de paradas a la que siguiera el alemán.

Finalmente Vettel no quiso poner en peligro su segunda posición y no haría una segunda parada, lo que permitió a Button permanecer en pista hasta meta conservando la diferencia con el Red Bull. Su victoria pareció muy fácil, pero aquí conviene traer a colación los extraordinarios problemas que ha tenido Jenson para poner a punto su monoplaza durante toda la temporada, que le han llevado a verse fuera de la Q3 en tres ocasiones, España, Mónaco y Gran Bretaña. El conseguir los reglajes adecuados por parte del equipo McLaren para que su piloto pudiera verse cómodo en Spa y volar por encima de todos los demás en las breves horas que separan la P3 de la sesión de clasificación bien merece la más alta valoración. En el GP de Bélgica Button no tuvo rival, y ello trae causa de la perfecta simbiosis entre la máquina y su piloto, cabiendo apuntarle el tanto a su equipo.

.- Lotus (3º y 24º): ----- > Valoración: BIEN

Un Lotus sobre el asfalto de Spa

Se esperaba mucho de los Lotus en Spa, tras las buenas carreras que habían venido desarrollando antes del parón estival. Por ello, las 4ª y 9ª posiciones logradas en Q3 supieron a poco y todos en el equipo confiaban en mejorar sus resultados en carrera, algo perfectamente posible a la vista de su desempeño en los últimos GP. Todo se torció en la salida; una irreflexiva maniobra de Grosjean llevó al francés a echarse encima del McLaren de Hamilton, subirse sobre su rueda delantera izquierda y encadenar luego una serie de impactos al saltar por encima del Sauber de Pérez, del Ferrari de Alonso y terminar golpeando al Sauber de Kobayashi. Ahí terminó la carrera del Lotus y de otros 4 coches, aunque gracias a Dios no hubo que lamentar ninguna lesión de ninguno de los pilotos que vieron pasar el monoplaza negro por encima de sus cabezas.

Tras el coche de seguridad Räikkönen se encontraba en 2ª posición tras la retirada de Kobayashi, si bien en el relanzamiento de la carrera se ve sorprendido por el Force India de Hulkenberg, que le adelanta relegándole a la 3ª posición y sobre todo impidiéndole seguir el ritmo que por delante marcaba el McLaren de Button. Incapaz de sobrepasar al alemán, el equipo Lotus adelanta la parada de su piloto a la vuelta 11, decisión correcta a corto plazo, pues le permitiría ganar la posición del Force India cuando éste hiciera su parada en la vuelta 13, pero que a largo plazo le impediría luchar por la segunda posición con Vettel al obligarse a una segunda parada en boxes. En efecto, Kimi ascendería a la 2ª posición tras la primera parada del Red Bull en la vuelta 21, pero la perdería cuando a su vez hubo de detenerse en el giro 28, detención que le llevó a la 4ª posición por detrás de Schumacher. Con neumáticos nuevos, no tardó mucho en adelantar al Mercedes, aunque el heptacampeón alemán le devolvería el primer intento aprovechando el DRS; a la segunda fue la vencida, pasándole como una bala en la subida hacia Eau Rouge. Para entonces sin embargo ya estaba a 13 segundos del Red Bull de Vettel, al que no tendría oportunidad de alcanzar a menos que el alemán decidiera hacer una segunda parada en los garajes. En Red Bull no iban a darle esta oportunidad, por lo que tuvo que conformarse con mantener la posición hasta meta frente a la relativa amenaza que a su espalda representaba el Force India de Hulkenberg.

La suerte de su carrera se decidió en los primeros momentos; al accidente de Grosjean siguió la pérdida de la posición de Räikkönen con Hulkenberg al relanzarse la carrera, lo que obligó al equipo a diseñar una estrategia diferente a la que siguieron los pilotos que finalmente ocuparon las dos primeras posiciones en el podio, impidiendo la competencia directa en pista. Para ser justos, hay que reconocer que tampoco dio la impresión que el Lotus hubiera podido dar la réplica a un bastante más rápido McLaren, aunque seguramente sí hubiera sido capaz de disputar la segunda posición al Red Bull.

.- Force India (4º y 10º): ----- > Valoración: MUY BIEN

Un Force India sobre el asfalto de Spa

Si partimos de la base de que el equipo Force India apenas había sumado 2 puntos en las últimas tres carreras, ver a Di Resta en la Q3 y a Hulkenberg en la 12ª posición de la Q2, 9º y 11º en la parrilla de salida tras la aplicación de las penalizaciones, parecía indicar que el GP de Bélgica iba a desarrollarse por caminos similares a las anteriores carreras, con los monoplazas indios peleando en las últimas posiciones de puntos. Pero la accidentada salida en la parte de delante unido a su relativamente retrasada posición de partida les permitieron primero salir indemnes del jaleo y después ganar muchas posiciones, hasta el punto que tras el coche de seguridad Hulkenberg y Di Resta eran 3º y 4º. Relanzada la carrera el alemán adelantaría a Räikkönen para colocarse 2º, mientras el escocés perdería la 4ª posición frente a Schumacher. El equipo optó por una estrategia a dos paradas y llamó a sus pilotos al garaje en las vueltas 10 y 13; la decisión fue buena para Hulkenberg, quien no llegaría a recuperar la 2ª posición al verse adelantado por Kimi, que había parado en la vuelta 11, pero sí sería 3º cuando Vettel hizo su parada en la 21, mientras que resultó perjudicial para Di Resta, quien se encontró durante muchas vueltas bloqueado por detrás del Toro Rosso de Ricciardo para verse después adelantado por el de Vergne. El Force India de Hulkenberg dio la talla peleando contra Kimi por delante y Seb por detrás, en una lucha en la que parecía un aspirante más al podio.

Harán sus segundas paradas en las vueltas 26 y 27, lo que implica la automática pérdida de la 3ª posición para Hulkenberg a manos de Vettel, pero por otro lado pone al alemán en condiciones de pelear de tú a tú con el Lotus de Räikkönen, mientras por detrás Di Resta no consigue superar a los dos Toro Rosso. La carrera terminaría sin variación en las posiciones, pero mientras que por delante Nico dejaba un excelente sabor de boca disputando el podio hasta el final al Lotus, por detrás Paul dio una cierta sensación de impotencia al no conseguir adelantar a los Toro Rosso pese a permanecer prácticamente pegado a ellos durante más de la mitad de la carrera; en este sentido conviene señalar que el piloto escocés reportó a su equipo la falta de KERS desde antes incluso de empezar la carrera, lo que evidentemente limitó sus posibilidades para adelantar en pista. Sea como fuere, consiguieron ser el 4º equipo sumando puntos en Spa, lo que les permite alejarse de los Williams en la clasificación del Mundial de constructores.

.- Ferrari (5º y 22º): ----- > Valoración: BIEN

Un Ferrari sobre el asfalto de Spa

Casi desde que comenzó esta temporada, el equipo Ferrari lleva pidiendo a Massa que, ya que se muestra incapaz de pelear por el Mundial de Pilotos, al menos ayude a su compañero Alonso restando puntos a sus rivales. Pues bien, nunca como hasta el GP de Spa fue tan notoria la necesidad de que el brasileño intentara cumplir las órdenes de su equipo cuando en la primera vuelta su compañero y líder del Mundial debía abandonar por accidente mientras dos de sus principales rivales en la clasificación, los Red Bull, permanecían en pista. En ese momento Webber era 8º, Massa 11º y Vettel 12º, con Kovalainen como invitado por delante de Felipe; mantener a Seb por detrás hubiera sido una magnífica ayuda para los intereses de Ferrari, pero fue imposible, nada más reanudarse la carrera tras el coche de seguridad el alemán ganaba la posición del brasileño, quien a las primeras de cambio de veía por detrás de los dos Red Bull en lo que parecía sería el enésimo de su fracasos de este año. Hará su primera parada en la vuelta 12, una por detrás de Webber, pero permanecer una vuelta más en pista no le permite tomar la delantera al australiano. Al menos, sí conseguirá pegarse al Red Bull y acompañarle en su ascenso, adelantando a Di Resta, a Rosberg y a Ricciardo, lo que le llevará hasta la 5ª posición cuando Vettel hace su entrada al garaje en la vuelta 21.

De nuevo por delante del alemán de Red Bull, por segunda vez Massa es incapaz de sujetarle y es adelantado en la vuelta 23; otra vez por detrás de os dos Red Bull, en esta ocasión entrará en boxes en la misma vuelta que Webber, la 27, para volver a la pista por detrás del Williams de Senna, que se interpone entre ambos. Pero en esta ocasión Massa no iba a fallarle a su equipo y en una sola vuelta consigue adelantar a su compatriota para irse a por Webber. Con ganas de reivindicarse, de volver a sentirse importante, no cejará hasta conseguir adelantar al australiano en la vuelta 36, lo que unido a la entrada al garaje de Schumacher le aúpa hasta la 5ª posición. Quedaban 8 vueltas para meta y Felipe tenía a su espalda al 2º clasificado en el Mundial; en esas vueltas el brasileño sí sacó su garra para defender su posición aún a pesar de que el Red Bull contara con la ayuda del DRS, consiguiendo llegar a meta por delante para quitarle 2 valiosísimos puntos. Ante la ausencia de Alonso, el caballo ganador de Ferrari, las prestaciones de Massa fueron muy superiores a las esperadas, consiguiendo su 2º mejor posición en meta de este año y, lo que es más importante, por delante del 2º clasificado en el Mundial de Pilotos. El equipo italiano consiguió lo mejor de su piloto brasileño justo cuando más le necesitaba.

.- Mercedes (7º y 11º): ----- > Valoración: MAL

Un Mercedes sobre el asfalto de Spa

El equipo Mercedes está siendo una de las grandes incógnitas de la temporada en cuanto a rendimiento. Tan pronto ganan una carrera, como no se clasifican para la Q3, como hacen dos podios, como se retiran por avería mecánica... En Spa tocó la de arena, y para empezar ya el mismo sábado Schumacher no conseguía entrar en la Q3 mientras Rosberg se veía eliminado en la Q1; el caso de Nico era especialmente sangrante por cuanto haber cambiado su caja de cambios durante los entrenamientos le penalizaba con 5 posiciones en la parrilla de salida, lo que le abocaba a iniciar la carrera desde el 23ª cajetín. Por el contrario, la salida de los dos Mercedes es la más productiva de todas, pues lleva a sus pilotos a esquivar los problemas en la recta y a ascender hasta las posiciones 5ª y 13ª tras el coche de seguridad; desde esos lugares ya podían aspirar a todo en Spa.

Y ciertamente el equipo Mercedes quiso jugar sus bazas como los grandes, es decir, apostando a una sola parada en boxes que sus pilotos cumplimentarían en las vueltas 19 y 20, casi al unísono con Vettel y Button. Retrasar su primera parada para convertirla en única permitió a Schumacher llegar a circular en 2ª posición durante el primer parcial, y tras las segundas paradas de sus rivales ser 3º en el segundo tras ceder su puesto a Vettel en el cambio de gomas. Por su parte, Rosberg conseguiría quitarse de encima a los Toro Rosso y al Force India de Di Resta para llegar a ser 9º. Pero desgraciadamente para ellos, y como viene sucediéndoles durante todo el año, su monoplaza destrozó los neumáticos duros y a partir de la vuelta 30 el rendimiento de ambos Mercedes empezó a caer de forma evidente. Tan clara fue la degradación que el equipo tuvo que optar por ordenar a sus pilotos una segunda entrada al garaje, que ejecutarían en las vueltas 35 y 36, para al menos terminar la carrera al ataque y no viendo cómo los rivales les iban adelantando. Dicha maniobra llevó a Schumacher por detrás de Webber y a Rosberg por detrás de Di Resta, pero ya no pudieron remontar, ni Michael con las duras ni Nico con las medias, aunque cabe señalar que Schumacher reportó a su equipo un fallo en su caja de cambios que le impedía embragar la 6ª velocidad al poco de hacer su 2ª parada. Escasas prestaciones, estrategia inadecuada para las características de su monoplaza y fallos en sus dos cajas de cambios... demasiados errores para un equipo que se supone debería aspirar a todo.

.- Toro Rosso (8º y 9º): ----- > Valoración: MUY BIEN

Un Toro Rosso sobre el asfalto de Spa

El equipo Toro Rosso parecía haberse quedado descolgado del grupo de la clase media de la F1 en la primera mitad de la temporada, no en vano llevaba 9 GP consecutivos sin sumar un solo punto, solía ser uno de sus monoplazas el que quedaba eliminado en la Q1 junto con los equipos nuevos e incluso se habían llegado a ver superados por un Caterham en alguna carrera. No se esperaba mucho más de ellos cuando el sábado sólo pudieron ser 15º y 16º en Q2, al revés, se veía como un éxito que sus dos monoplazas hubieran pasado el corte en la Q1. Se vieron muy beneficiados por el incidente de la salida, que les permitió ascender hasta la 6ª y 7ª posición detrás del coche de seguridad, y allí se hicieron fuertes por delante de un peleón Senna y de los amenazantes Red Bull durante todo el primer parcial, que terminarían en las vueltas 12 y 15. En el segundo parcial consolidaron sus posiciones a pesar de que varios monoplazas se intercalaron entre los dos monoplazas del equipo de Faenza; Vergne adelantaría a Di Resta mientras Ricciardo sería adelantado por Schumacher, lo que juntaría de nuevo a los dos Toro Rosso en las posiciones 8ª y 9ª, desde donde harían su segunda parada en las vueltas 28 y 29 para volver a la pista 10º y 11º, Ricciardo por delante.

En la vuelta 33 Vergne adelantaría a su compañero y en la 36 ambos ganarían el puesto de Rosberg al hacer el de Mercedes una no prevista segunda entrada a los garajes. Ya con los dos Toro Rosso en posiciones de puntos, aún ganarían un puesto más al entrar el Williams de Senna a cambiar sus neumáticos por segunda vez en la vuelta 39, terminando la carrera 5 segundos por detrás de Schumacher y aguantando el ataque de Di Resta por detrás. El resultado obtenido por los Toro Rosso fue magnífico, y no fue debido sólo al accidente de la primera vuelta; por detrás de ellos quedaron un Force India, un Mercedes y un Williams, a los que superaron por estrategia pero también por velocidad, sobre todo en un primer parcial en el que supieron aprovechar las circunstancias para ganar posiciones y luego mantenerlas hasta su primera parada. En esta ocasión, el potente motor Ferrari que montan los Toro Rosso en su interior pudo dar de sí todo el empuje que este equipo necesita.

.- Williams (12º y 20º): ----- > Valoración: REGULAR

Un Williams sobre el asfalto de Spa

Tengo para mí que el Williams tenía mucho más que ofrecer en Spa de lo que sus jóvenes pilotos nos mostraron. El equipo de Grove presentó en Bélgica un monoplaza capaz de marcar el 3º tiempo en Q3, a menos de 2 centésimas del 2º, pero ya en clasificación el factor humano no estuvo a la altura de su mecánica: Senna trompeaba en Q2 y de resultas de los daños sufridos por su alerón delantero no podía marcar más que el 17ª tiempo en la sesión; Maldonado obstruía a Hulkenberg en Q1 y era sancionado con la pérdida de 3 posiciones en la parilla de salida el domingo, lo que convertía su meritoria 3ª posición en Q3 en un bonito espejismo. Con todo, la 6ª posición de salida de Maldonado aún debía permitirle hacer una buena carrera, pero el propio piloto venezolano se encargó de desbaratarlas en una salida caótica, en la que primero se adelanta al semáforo, después se ve envuelto en el incidente provocado por Grosjean, lo que le lleva a tener que pasar por boxes al final de la vuelta y finalmente cuando se relanza la carrera tras el coche de seguridad se toca con el Marussia de Glock, debiendo abandonar. Ahí terminaban las muy fundadas esperanzas de podio para Williams en el GP de Bélgica.

Con Senna el equipo preparó una estrategia de una sola parada para cambiar neumáticos, posiblemente su única posibilidad de capturar algún punto tras el fallo del sábado que le relegó a la 17ª posición de partida. La carrera se le puso de cara en la primera vuelta, cuando el accidente múltiple de la primera curva le llevó hasta la 9ª y luego 8ª posición tras el coche de seguridad, por detrás de los Toro Rosso y por delante de los Red Bull. No conseguiría adelantar a los de Faenza hasta que ambos hicieron su parada, pero sí mantuvo a su espalda a Vettel hasta la vuelta 13; enganchado al alemán ascendería hasta la 4ª posición justo antes de hacer su parada en la vuelta 16. Retorna a pista el 12º por detrás de Vergne, pero ya con intención de no volver a parar en el garaje, algo que sí harían los monoplazas que le precedían. La estrategia parece dar resultado y según van entrando los coches que tiene por delante el Williams asciende hasta la 8ª posición; desgraciadamente, un pinchazo le obligaría a hacer una segunda parada en el garaje a 5 vueltas del final, sacándole de la zona de puntos. Mala suerte al final para una carrera que empezó ya Williams con muy mal pie.

.- Sauber (13º y 21º): ----- > Valoración: Sin calificar

Un Sauber sobre el asfalto de Spa

No hay mucho que decir de la carrera del equipo Sauber en el GP de Bélgica. Todo pintaba maravillosamente bien para el equipo suizo cuando el sábado en clasificación lograron el 2º y 5º mejor tiempo, mejor aún cuando el domingo tras la sanción de Maldonado ocuparían las posiciones 2ª y 4ª en la parrilla de salida. Pero desgraciadamente para ellos todo terminaría apenas unos metros después; fueron los más perjudicados por la errática salida de Grosjean, que se subió por encima del monoplaza de Pérez y terminó impactando con el de Kobayashi. El mexicano no pudo continuar y bastante contento debió quedar de salir ileso y por su propio pie del monoplaza. El japonés, tras pasar por boxes sí fue capaz de retornar a la carrera, pero el domingo no era su día; al poco de relanzarse la prueba tras el coche de seguridad sufre un pinchazo que de nuevo le lleva a los garajes, de los que vuelve en última posición.

No sería hasta la vuelta 14 que Kamui consigue desembarazarse de los monoplazas de los equipos nuevos, pero para entonces ya estaba a 11 segundos de Masa, el último de la clase media. Haría su parada en la vuelta 24, midiendo las distancias con lo Caterham para volver a pista todavía por delante de ellos, lo que consigue, pero está ya a 24 segundos de Rosberg, que cerraba en esos momentos el grupo. Terminará con vuelta perdida respecto al líder, pero poco más podía exigirse del piloto; cuando se bajó del coche pudo comprobar los importantes daños sufridos en el lateral de su monoplaza tras el impacto con el Lotus, daños que limitaron enormemente sus prestaciones y bastante hizo con llevar el Sauber hasta la meta por delante de los Caterham. En realidad, fue como si los Sauber no hubieran disputado esta carrera.

.- Caterham (14º y 17º): ----- > Valoración: MAL

Un Caterham sobre el asfalto de Spa

Lejos, muy lejos estuvieron en Spa los Caterham del tiempo de corte en Q1; esta temporada estábamos acostumbrados a verles pelear en el filo de la navaja y no eran pocas las veces que un Caterham se colaba en Q2, pero en el GP de Bélgica más de 1 segundo les separó del tiempo de paso a la segunda sesión. Siguen manteniendo la distancia con los Marussia y los HRT, pero en el circuito belga parecieron haberse descolgado un poco más del grupo de la clase media. Merced a la sanción de Rosberg arrancaron 18º y 19º; en la salida corrieron suerte dispar, mientras Kovalainen conseguía ascender hasta la 10ª posición tras el lío de la primera curva, Petrov se veía bloqueado y era adelantado por el HRT de Karthikeyan. Relanzada la carrera las cosas vuelven a su sitio, Heikki cae hasta la 13ª posición y Vitaly adelanta al piloto indio colocándose 14º. En la vuelta 6 Kovalainen cometerá un error en la chicane que le retrasará hasta el 16º puesto y no será hasta la vuelta 10 que consiga recuperar posiciones hasta llegar a la espalda de su compañero.

Para ese momento estaba claro que los Caterham no podrían pelear con la clase media en Spa, pero tenían a los Marussia y HRT más cerca que en otras ocasiones. Kovalainen hará su primera parada en el garaje en la vuelta 14, y en ella el equipo comete el error de darle la salida cuando se aproximaba por la calle el HRT de Karthikeyan; Heikki impacta con el monoplaza español, destrozando su morro, por lo que será llevado de nuevo al garaje para sustituírselo; 52 segundos de pit stop que relegan al finlandés a la última posición, a 22 segundos del penúltimo, precisamente el HRT de Karthikeyan contra el que había impactado. Con Petrov ya claramente destacado de los Marussia por delante, el interés de la carrera se centraba en saber si Kovalainen conseguiría coger a los HRT; Karthikeyan abandonaría tras irse contra las protecciones en la vuelta 30 mientras aún estaba por delante del Caterham, mientras De la Rosa le aguantó hasta la vuelta 38; sin embargo, a la vuelta siguiente de haber adelantado al español Kovalainen vuelve a cometer un error en la chicane y Pedro recupera la posición. No sería hasta la vuelta 41 que el Caterham volvería a adelantarle ahora sí ya de forma definitiva hasta meta. La carrera de Caterham sólo puede ser valorada negativamente; estuvieron muy lejos de la clase media tanto en clasificación como en carrera, lo que da pie a pensar que no acertaron con los reglajes de su monoplaza, y luego cometieron un error en la primera parada en boxes de Kovalainen que envió a su piloto al fondo del pelotón de los equipos nuevos y le condenó a pelar el resto de la carrera para alcanzar a duras penas a los HRT.

.- Marussia ( 15º y 16º): ----- > Valoración: BIEN

Los dos Marussia sobre el asfalto de Spa

No llegaban a 4 décimas las que separaron a Glock de Petrov en la sesión de clasificación del sábado, lo que era una magnífica noticia para Marussia, pero por otra parte Pic se había visto superado por el HRT del español De la Rosa, y por casi medio segundo; también en los equipos nuevos se nota la diferente puesta a punto cuando no hay tiempo para desarrollar el programa de entrenamientos completo y hay que ceñirse a las sensaciones que el piloto pueda transmitir a sus ingenieros y mecánicos. En la salida esquivaron los problemas en la recta, algo que no pudo hacer De la Rosa, pero no pudieron evitar que el HRT de Karthikeyan les adelantara. Cuando se relanza la carrera Glock tiene un contacto con Maldonado y desciende hasta la última posición, mientras Pic es adelantado por De la Rosa y relegado a la penúltima.

No pintaba bien la carrera para los Marussia, en las dos últimas posiciones y con lo dos HRT por delante, por lo que optaron por diversificar sus estrategias; Glock haría dos paradas para cambiar neumáticos, mientras Pic tendría que llegar a meta con una sola sustitución. Así Timo hará su primera parada en la vuelta 11, aprovechando las posteriores paradas e los dos HRT para dejarles atrás. Charles, por su parte, no pararía hasta la vuelta 18, lo que le llevaría por detrás de los dos HRT, a los que tuvo que adelantar en pista; en la vuelta 24 pasaría a De la Rosa y en la 26 a Karthikeyan. Pic ganaría la posición de Glock cuando éste hizo su segunda parada en la vuelta 25, pero sin los HRT por medio su compañero pronto le recortó la distancia para superarle en la vuelta 38, terminando cómodamente los dos Marussia por delante el Caterham de Kovalainen pero sin poder acercarse ni ser una amenaza para el de Petrov. Su mayor éxito fue reaccionar correctamente tras los problemas sufridos en el relanzamiento de la carrera una vez se retiró el coche de seguridad.

.- HRT (18º y 19º): ----- > Valoración: REGULAR

Un HRT sobre el asfalto de Spa

El equipo HRT no anunciaba ninguna mejora en su monoplaza para el GP de Bélgica, pero sin duda debieron acertar con la puesta a punto del coche, pues en clasificación el sábado De la Rosa batió claramente al Marussia de Pic. La alegría de ver al español saliendo desde la 21ª posición en la parrilla se disipó pronto, cuando su monoplaza fue uno de los damnificados por el barullo de la primera curva y tuvo que regresar a boxes para ser reparado. Ciertamente esa misma situación facilitó que Karthikeyan ascendiera hasta la 14ª posición tras el coche de seguridad, y lo que parecía una situación ficticia propia de la buena fortuna devino en fantástica realidad cuando el piloto indio consiguió ser adelantado sólo por Kovalainen y Kobayashi cuando se reanudó la carrera. De hecho, los dos HRT terminaron su primer parcial por delante de los dos Marussia.

Tras el cambio de neumáticos las cosas cambiaron; sólo un atribulado Kovalainen estaba por detrás de los HRT y cuando cayó a su espalda el Marussia de Pic tras su único paso por el garaje no tardaría demasiado sen adelantarles a los dos. Así que su carrera quedó limitada a la lucha por no ser cazados por el Caterham del finlandés. Tras su segunda parada en boxes en las vueltas 27 y 28 ya De la Rosa cogió la delantera a su compañero, que quedó como primera barrera de defensa frente a los ataques de Kovalainen; no aguantaría mucho en esa situación, en la vuelta 31 Narain pisa la hierba ligeramente y pierde el control de su monoplaza, estrellándose contra las protecciones. Ya sólo quedaba De la Rosa, quien aguantó al Caterham hasta la vuelta 38 en la que fue adelantado; por fortuna, tuvo bola extra en la siguiente vuelta, cuando Heikki cometió un error en la chicane que permitió al español recuperar la posición. Aún aguantaría dos vueltas más Pedro el acoso del finlandés, pero finalmente tuvo que claudicar para ser el último en entrar en meta. Con todo, los HRT estuvieron en esta ocasión peleando casi hasta la meta, primero con los Marussia, luego con un Caterham, lo que pone en valor su carrera.

Comparte esta noticia
Artículos recomendados

Añadir comentario:

Para comentar en f1aldia.com, debes estar dado de alta. Regístrate gratis o conéctate si ya estás registrado.

Relacionados

Trazado del circuito de

Bélgica Bélgica 2012

02/09/2012