Menú

Próximo GP: Bélgica 2019 | Cuenta atrás:

Buscar

Robert Kubica analiza la situación: "Cuando no tienes agarre, no hay magia en este deporte"
DIFERENTES FACTORES

Robert Kubica analiza la situación: "Cuando no tienes agarre, no hay magia en este deporte"

Robert Kubica analiza la situación: "Cuando no tienes agarre, no hay magia en este deporte"

Sandra Molina   17 de Abril 2019 14:02

Comentarios

Robert Kubica regresó este año cargado de ilusión para su nuevo debut en la Fórmula 1, además de sumar un gran e importante trabajo el año pasado que respaldara su vuelta a la parrilla. El rendimiento del Williams o atraviesa por su mejor momento, algo que no es cosa de este año, pero está complicando las cosas a Robert en este arranque de temporada. Cuando conoció la noticia de su regreso pensó que lo complicado sería ser rápido a una vuelta, ya que las tandas largas siempre se le dieron bien. Incluso con el monoplaza del año pasado. Pero para su sorpresa, no está siendo así, encuentra dificultades con el agarre y el equilibrio del coche Aunque Robert se muestra del todo sincero y asegura que no solo es cuestión del coche, hay más factores, pero esa es la realidad. Esperemos que Williams encuentre una solución que haga ver el camino correcto a Kubica y le dé la oportunidad que merece en su vuelta a la Fórmula 1. Pues Robert es uno de los pilotos más queridos de la categoría, antes y ahora, por lo que no sería justo para él un regreso tan duro y, menos el aluvión de críticas sin sentido que en ocasiones está recibiendo.

rk88

Robert se muestra sincero con sus sensaciones

"Pienso que, por alguna razón que no conozco, desde que comencé a pilotar los coches de la nueva generación tuve que trabajar en mis vueltas rápidas, pero en las tandas largas siempre fui muy bueno, y desde que estoy con este monoplaza, no hay ritmo por ningún lado y la sensación es mucho peor de lo que nunca había experimentado en tandas largas. No tengo agarre. Creo que logré hacer algo en clasificación porque el agarre por los neumáticos es mucho más alto, pero no puedo hacer las cosas que hacen los chicos que están delante, o incluso George, así que es muy extraño. Realmente lo estoy intentando todo, pero cuando no tienes agarre, no hay magia en este deporte. Parece que cada vez el agarre es más bajo, o incluso con las temperaturas más frías de los neumáticos es cuando sufres con el agarre, simplemente no puedo conducir el coche. Y definitivamente, ese no fue el caso con el coche del año pasado".

"Como dije, probablemente el año pasado terminé la temporada afirmando que definitivamente tenía que mejorar algo con el ritmo a una vuelta con neumático nuevo, pero una cosa que no me preocupaba en absoluto era el ritmo en tandas largas. En realidad, fue uno de mis más puntos fuertes, pero ahora no tengo ritmo de carrera. No tengo ritmo de carrera frente a mi compañero de equipo. Y cuando ves que sales de las curvas, estás patinando, perdiendo el coche y él se está alejando. No estoy diciendo que sea el monoplaza, pero hay algo que tenemos que entender. Tengo una tracción muy pobre y, en realidad, en la reunión George dijo que la tracción no era tan mala. Como dije, no es solo el coche, hay diferentes factores, pero así es".

Las dificultades con el agarre en China para cerrar una buena vuelta

"Teníamos bastante sobreviraje, sorprendentemente. No esperábamos tener tal sobreviraje, lo que de alguna manera un poco se pueda explicar por las temperaturas y condiciones. Pero, por otra parte, tenemos que entenderlo. De alguna manera, de una carrera a otra, incluso en la clasificación, el comportamiento del monoplaza cambió de forma drástica. Intentamos ir más despacio en la última vuelta y creo que no fue una gran idea, o digamos que no funcionó como esperábamos. La idea en realidad era buena porque había razones para intentar que los neumáticos traseros sobrevivieran por más tiempo, tuve que luchar menos con el sobreviraje, guardar las gomas de atrás en la vuelta para tener un mejor agarre en la vuelta siguiente a tope".

"Pero, desafortunadamente, entonces la consecuencia fue que el coche se iba más largo y era más difícil mantener el equilibrio. En realidad, cuando pensé que habría una ventaja y sentí que iba hacia mí al final de la vuelta, gané un poco de tiempo en las curvas 11 y 12, luego en 14 traté de forzar un poco, pero tal vez demasiado. Para cuando llegué a la 16, pagué un alto precio por ello cuando tracé la curva y perdí la parte trasera del coche, así que perdí un poco de la vuelta en esa parte. Siempre es así cuando luchas con el agarre y siempre estamos al borde con este asunto. Es una cuestión de tratar de encontrar el punto ideal, pero es difícil cuando en realidad, probablemente, ya estás en el límite".

Comparte esta noticia
Artículos recomendados
Comentarios

Añadir comentario:

Para comentar en f1aldia.com, debes estar dado de alta. Regístrate gratis o conéctate si ya estás registrado.

Relacionados