Menú

Próximo GP: Australia 2018 | Cuenta atrás:

Buscar

Usuarios
Charlie Whiting: "El cambio en la normativa ha sido un éxito, pero falta competitividad"
CONVENCIDO

Charlie Whiting: "El cambio en la normativa ha sido un éxito, pero falta competitividad"

Víctor Grau Martínez    3 de Enero 2018 20:20

23 comentarios

Al mismo tiempo que la mayor revisión de normativas hasta el momento en la Formula 1 ha marcado en uno u otro aspecto a cada equipo, también ha subrayado y señalado explícitamente la lista de problemas que esta disciplina sufre y viene largamente sufriendo. Esta ha sido, pues, un cambio destinado en parte a sacudir el dominio preponderante de Mercedes, significando esencialmente la introducción de coches más rápidos. Esto se ha logrado cambiando el alerón delantero y el trasero, los neumáticos, aumentando la carga aerodinámica y el agarre, en particular enfocándose en las curvas, con más fuerza-g.

Antes de 2017, era conocida la disminuida influencia de la física en términos de la conducción de los monoplazas por parte de los pilotos. Antes de comenzar esta temporada, durante los tests el propio Lewis Hamilton que acabaría ganando el campeonato a final de año ya describía su coche como más rápido y hablaba del desafío que supondría sacar el 100% de él en carrera. A este respecto el director de carrera y gerente técnico de la FIA asegura que, para todo el cuerpo encargado de gestionar este deporte, la temporada ha supuesto todo un éxito.

Objetivo cumplido

"Los retoques en la normativa han salido bien, ha sido el mayor cambio en mucho tiempo y los objetivos que se establecieron a la hora de llevarlo a cabo han sido alcanzados satisfactoriamente", decía Charlie Whiting. "Esos objetios consistían en aumentar el desafío físico en la conducción, mejorar la estética, aumentar la velocidad, la seguridad, y en general los coches lo máximo posible. Hemos conseguido los coches más rápidos de la historia de la Formula 1" declaraba ante el New York Times. "La conducción es ahora físicamente impresionante en las curvas de alta velocidad, se arrastran hasta 6G, lo que está más que bien, diría yo. A los pilotos les gusta conducir así, y es mucho más atractivo también. Así que los objetivos han sido alcanzados en diverso grado, dependiendo de los circuitos. Esta condición era inevitable, pero cada equipo ha notado los cambios, eso seguro", añadía Whiting.

Como en cada temporada, ha habido lugar para los accidentes, los adelantamientos y también para las incansables críticas por parte de los más puristas, y de aquellos fans que todavía esperaban ver más reducidas las distancias entre los equipos más fuertes y el resto. Sin embargo, Whiting declaraba que ese no era en absoluto uno de los objetivos de la FIA, de hecho, Mercedes ha continuado su tiránico reinado con el retoque de la normativa. Por otra parte, el cambio en la normativa ha sacado a la luz un aspecto de la competición que según el técnico no responde a aspectos técnicos sino más bien a generalidades que afectan precisamente al problema elemental, la distancia entre un Ferrari, Mercedes o Red Bull del resto de monoplazas.

Parilla

"Las persecuciones no son cosa de los coches"

Dicho problema traído por los pilotos al interés general ha sido la dificultad para perseguir y adelantar. Mayoritariamente se ha señalado la imposibilidad de seguir de cerca al coche de delante, y permanecer pegado al alerón trasero hasta completar el adelantamiento. "No creo que sea un problema técnico que afecte a la conducción pegada, los coches no son el problema. Hemos visto persecuciones, aunque los pilotos digan que este año ha sido más difícil y hemos visto muchos momentos de rueda con rueda. No nos olvidemos de eso. El mayor problema este año ha sido que claramente los grandes son significativamente mucho más rápidos que el resto", explicaba el director. Este hecho ha sido el 'late motiv' en las clasificaciones durante todo el año. Ha sido toda una hazaña para el resto de equipos el colocar sus coches en el top seis, entre las tres parejas de Ferrari, Mercedes y Red Bull.

"En un mundo ideal, querrías verlos a todos tan pegados como lo están a mitad tabla. Cuando miras el cronometro puedes ver que una décima te coloca e a una distancia de hasta tres puestos en la parrilla. Siempre vemos a los Force India y Renault pegados a todos los otros. En ese sentido, no creo que la competición esté yendo mal. Lo único que significa es que unos tienen mejor material y trabajan mejor que otros. Cosa que no es nueva en la Formula 1", explicaba Whiting.

Toto Wolff, el director de Mercedes se mostraba por su parte algo preocupado por las regulaciones al principio de temporada, pero finalmente ha sido un ejemplo de aceptación y adaptación a la nueva competición. "La nueva normativa nos ha dado los coches más rápidos del planeta, realmente físicos, que es lo que querían los pilotos. Tan escéptico como me mostré en su momento, estoy ahora satisfecho con el resultado", declaraba Wolff.

2018: año para recortar distancias

Por otra parte, Cyril Abiteboul, desde Renault mostraba sentimientos encontrados con los resultados generales del año: la velocidad y la estética ha mejorado, pero todavía el segmento que separa a los grandes de los menos grandes, es un motivo para cambiar de canal desde el sofá hogareño. "Necesitamos ver persecuciones entre cuantos más equipos mejor. El hecho ha sido que solo hemos visto dos equipos compitiendo por podios, y luego tres. Eso no es una verdadera lucha por la victoria. A la gente no le interesa la mitad de la tabla, lo que quieren ver es quién va a ganar. Necesitamos tener una lista de pretendientes al título bien larga. Necesitamos persecuciones, héroes al volante que hagan maniobras excepcionales. La Formula 1 necesita ser más espectacular, y eso no significa 'más rápida'" explicaba el técnico francés.

Whiting espera que, en el segundo año del cambio, se pueda programar una temporada aún más competitiva. Los cambios de estrategias entre los tres primeros equipos y la evolución progresiva de los de mitad de tabla podrían dar lugar a un estrechamiento de la distancia entre ambos grupos. "Obviamente cuanta más estabilidad haya en las normativas, más aumentará la capacidad de desarrollo de todos. Está claro que tener siempre un segundo entre los tres equipos y el resto no es muy emocionante. Un segundo es muy difícil de recortar. Pero estoy seguro de que 2018 acercará esa distancia", aseguraba el director de carrera de la FIA.

Comparte esta noticia
Artículos recomendados

Añadir comentario:

Para comentar en f1aldia.com, debes estar dado de alta. Regístrate gratis o conéctate si ya estás registrado.

Uso de cookies: Este sitio usa cookies propias y de terceros para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web. Si continúa en el mismo, consideramos que acepta su uso. Aquí obtendrá más información sobre las cookies.x